Como hacer negocios después de la pandemia

Después de tantos días de cuarentena, ha cambiado la forma de hacer negocios, de comprar y vender y se establecieron nuevas maneras de comunicar y publicitar productos.

 

No caben dudas que el año 2020 marcará un antes y un después en la historia reciente de la humanidad. Hacía muchos años, que no se ponían a prueba tantos aspectos de la organización social, cultural y económica del ser humano, como sucedió este año.

No obstante, de las medidas tomadas para hacer frente a la pandemia, ya estamos obteniendo algunos importantes aprendizajes que deberíamos tener en cuenta para el futuro de todo negocio o emprendimiento:

-Redefinición de los espacios físicos: La intensificación y masificación de los procesos de teletrabajo, prestación de servicios en forma remota, el dictado de clases en forma virtual, y la realización de ventas mediante tiendas online, redes sociales y plataformas de e-commerce, genera una redefinición del concepto “espacio físico” sus límites y posibilidades. Así, hoy podemos ver que es tanto o más importante para un comerciante o emprendedor, tener bien definida su presencia en las redes sociales, y una buena tienda online, que contar con un local ubicado en la calle más concurrida de un centro comercial.

Crédito Pexel

-Mantener el vínculo con los clientes: Si sos un comerciante con negocio a la calle -sobre todo si se trata de un pequeño negocio- ya habrás notado, a partir de la cuarentena, la importancia de contar con una base de datos de nuestros clientes. Algo básico como contar con sus direcciones de email, contactos por Whatssapp, Facebook e Instagram, de manera de poder hacerles llegar nuestros productos, servicios u ofertas, aún si ellos pudieran pasar por el local.

-Comunicación efectiva: En esta nueva forma de relacionarnos con nuestros clientes y con los potenciales clientes que nos ven en las redes sociales, resulta importante una comunicación adecuada. Responder preguntas con amabilidad aún de forma escrita, hacer una adecuada descripción de los servicios o productos ofrecidos, y sacar fotos de calidad que inviten a comprar nuestro producto, es esencial para lograr nuestro objetivo.

-Medios de pago electrónicos: En línea con las nuevas formas de relacionarnos comercial y profesionalmente en el mercado, es imperativo para no perder ventas, contar con medios electrónicos de pago -botones de pago para mandar por email o Whatssapp-, y se masificó la utilización de e-cheques sustituyendo a los cheques de papel.

-La especialización como forma de supervivencia: Ciertos negocios de rubros genéricos como los bares, en algunos casos han marcado la diferencia especializándose en la preparación y venta de alimentos muy específicos. Ante la imposibilidad de la gente de salir a comer determinados tipos específicos de comida, realizan pedidos online a comercios que la preparan, sin importar cuán lejos se halla el comercio de sus casas. De esta forma esos negocios, lograron acceder a nuevos tipos de clientes.

Crédito Pexel

Como se puede observar, la pandemia ha creado nuevos desafíos que vienen de la mano con nuevas oportunidades. Hoy emprender o tener un negocio, ya no -sólo- implica manejar un local o una empresa, sino también llevar el negocio en el mundo virtual, lo cual supone una inversión extra de tiempo, dinero y esfuerzo. No obstante, vale la pena hacerlo, ya que las posibilidades son muchas.

Finalmente, hay que tener presente, que como en todo emprendimiento/comercio el asesoramiento impositivo y legal -contratos, registros de marcas, etc- es clave para tener un correcto encuadre del negocio desde su inicio, lo que permitirá ahorrar dificultades a futuro.

Agostina Bermudez
Contadora Publica – Asesora tributaria a pymes y emprendedores
Ig @agos_tina_10

Compartir esto...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *