Borcegos. Llegaron para quedarse

Son un calzado sumamente cómodo, que se adaptan a todos los estilos y que tendrán protagonismo también en verano. Un buen par de borcegos de buena calidad y materiales nobles, es siempre una compra inteligente que trasciende temporadas.

Son el “todoterreno” de la moda, que siempre se reversionan pero, desde hace algunos años, se volvieron un básico. Julieta Erdocia, shoemaker, dice – “su auge se vio impulsado por la oleada Comfy, en la que estar cómodo es estar a la moda. Los zapatos anchos, de puntas cuadradas junto con los borcegos, son los elegidos indiscutidos para looks versátiles sin resignar comodidad”. Además, son sumamente durables, otro punto a favor. Por lo general, con suelas anchas y de goma, que los hace muy  resistentes.

La impronta del borcego es casual, pero combinado con una falda midi  o sumando una mini bag al estilismo hacen un match muy trendy.

Depende del estilo de quién los lleve– dice Julieta-se les puede dar distinto carácter: desde looks hiper rockers con pantalón negro y campera de cuero, hasta generando contrastes con vestidos de línea más romántica.

El contraste con vestidos floreados o blancos voluminosos es la combinación perfecta entre feminidad y rudeza. Si es lo que queremos expresar, claro. Con faldas asimétricas y remeras de corte clásico son un combo ideal para llevar a diario”

Con jeans quedan geniales, con los clásicos chupines podes ponerlos por encima; pero los slouchy cortones al tobillo y asomando por debajo. O por qué no, con unos pantalones cargo.

¿Es un zapato apto para todas?. ¿Nos favorece?

¡Totalmente ! …con cierre, hebillas, cordones, bordados, de hormas más delgadas o más exagerados, con más o menos taco, sin dudas es un zapato que se adapta a muchos estilos. 

Siendo tan cómodos, versátiles, durables y atemporales, sin dudas, lo vamos a terminar incorporando como un básico, si es que todavía no lo hicimos. 

Compartir esto...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *